El famoso Plátano de Canarias, un producto único

Plátano de Canarias es una marca institucional bajo la cual se comercializan los plátanos cultivados en las Islas Canarias y que suponen, a su vez, la práctica totalidad del cultivo y la producción de esta fruta en España.

La marca es gestionada por la Asociación de Organizaciones de Productores de Plátano de Canarias (ASPROCAN). A finales de 2013, el plátano de Canarias recibió el sello de Indicación Geográfica Protegida (IGP). Se convirtió así en el único plátano del mundo que cuenta con este reconocimiento. Esta distinción garantiza la singularidad y el origen de los plátanos de nuestras Islas, reconociéndolo como un producto único y de calidad.

El plátano es el cultivo más importante de las Islas Canarias y, durante décadas, su industria ha sido protagonista del crecimiento económico del Archipiélago. Además, el plátano de Canarias supone el 60% de la producción europea de esta fruta

Historia y características del plátano cultivado en Canarias

El cultivo del plátano comenzó en el sudeste asiático, entre la India y Malasia. En el siglo V, el plátano se extendió por el continente africano procedente de Madagascar y de ahí se extendió por las costas del Mediterráneo, durante el siguiente milenio. A Canarias llegó procedente de Guinea Ecuatorial y fue introducido por expedicionarios portugueses. Según la historia, se cree que una vez el cultivo se asentó con éxito en las Islas, los españoles lo introdujeron en tierras americanas en los viajes de colonización al Nuevo Mundo.

En Canarias se cultivan principalmente plátanos de la familia Cavendish. Cultivares triploides de Musa acuminata, identificados en la terminología de variedades de plátano con las letras AAA (tres juegos de cromosomas procedentes de M. acuminata y ninguno de M. balbisiana). Son frutos de tamaño medio, recubiertos por una piel delgada de color amarillo.

La principal característica del plátano de Canarias y que lo diferencia de otras variedades, son sus particulares manchas de color marrón oscuro y negro. Además, es una fruta apta para consumirse cruda. Algunos de los cultivares más plantados en las Islas son Gran Enana, Zelig y Gruesa Palmera, este último una selección canaria de Cavendish Enano.

Cultivo de esta fruta en el Archipiélago

La platanera es una hierba con biotipo arbóreo, pero no es un verdadero árbol pues carece de tronco, de ella brota el plátano. La temperatura ideal para el cultivo de la platanera se encuentra situada en torno a los 25 grados y su altitud de cultivo debe ser inferior a los 300 metros, estas condiciones solo se dan en las plantaciones de las Islas.

Es un cultivo caro que requiere mucha agua, buenas condiciones de luminosidad, suelos con buena porosidad y drenaje, de textura arenosa pero con arcilla y limo en proporciones determinadas, gran contenido en materiales orgánicos y con un pH ácido. Debido a estos condicionantes, el plátano de Canarias es cultivado en todas las islas salvo en Fuerteventura donde no existen plantaciones.

Puede transcurrir cerca de un año entre la siembra de la planta madre y el brote del primer racimo o piña de plátanos. En este momento es cuando se procede a su amarre, embolsado y desflorillado. El amarre consiste en apuntalar el racimo con un horcón o estacón (palo de madera en forma de Y) para evitar que, por el peso, este se caiga. El embolsado se usa para recubrir el racimo con una bolsa de plástico con el objetivo de evitar plagas y enfermedades y propiciar una distribución uniforme de la fruta. Con el desflorillado o desflore se retira la flor del plátano que queda al final de cada fruta, un laborioso proceso que se realiza manualmente y que el consumidor puede apreciar en el remate negruzco que hay en cada pieza. 

Los racimos son cortados de la planta justo antes de su maduración para proceder a su calibración, selección, despiece, empaquetado y etiquetado, procesos todos estos realizados de forma manual y que permiten que la fruta llegue en perfectas condiciones para su venta y su consumo final en aproximadamente dos semanas desde su recolección.

La famosa receta de merienda canaria con plátano de Canarias

Si los canarios destacan por algo, es, sobre todo, por su pasión por el dulce. El recetario canario incluye multitud de postres y meriendas que todos hemos consumido alguna vez. En este artículo hablamos del plátano de Canarias y es necesario destacar el reconocido postre isleño “merienda canaria”, cuya base principal es el plátano, junto con galletas y naranja, y el cual es muy fácil de elaborar.

Ingredients

Un plátano maduro, una naranja y galletas tipo María.

Elaboration

La preparación de este delicioso postre no lleva más de cinco minutos. En primer lugar, pelamos el plátano, lo picamos y colocamos en un plato o bol, para, seguidamente, machacarlo utilizando un tenedor. Por otro lado, rayamos las galletas hasta dejarlas como un polvo, puedes triturarlas más o menos y dejar trozos más grandes según el gusto. Una vez listas las galletas, se deben añadir al plátano previamente escachado. A continuación, se añade a la mezcla el zumo de la naranja y se revuelve todo bien hasta que los ingredientes se integren por completo y, ¡listo! Ya puedes disfrutar de tu rica merienda canaria.

Si te interesa el recetario canario y saber más sobre los productos típicos de las Islas Canarias, te dejamos a continuación el enlace a la sección de Gastronomía de Marca Canaria.

Paula

Fotos: Gobierno de Canarias, cuidateplus.marca.com, valenciafruits.com, saboresdecolores.com

Share:

Descárgate ahora nuestra guía digital gratuita

Si estás buscando una guía digital que te ayude aprovechar al máximo tu viaje a Tenerife, nuestra guía Qué ver en Tenerife en 4 días está creada para que conozcas todo lo imprescindible y más en tu viaje.

Featured articles

Other articles about...

¿Vas a Tenerife y aún no tienes planning?

Descárgate gratis nuestra guía “Qué ver en Tenerife en 4 días” y descubre todos los rincones de Tenerife para que aproveches al máximo tu viaje.